Skip to content

Líneas de Ecología Política. Attac España

Resumen Ejecutivo del documento Líneas de Ecología Política de Attac España 2023 aprobado por Attac España en Asamblea en noviembre de 2023.

  1. Contexto
    Tras años de explotación continua por parte de la humanidad, se ha llegado a una situación límite: muchos de los recursos naturales se agotan, la degradación medioambiental está alcanzando niveles insoportables y la desigualdad social no deja de crecer. Estamos ante una crisis civilizatoria, un cambio de ciclo histórico que pondrá a prueba la capacidad de adaptación del ser humano como especie y como sociedad. Para entender el proceso es preciso:
     Asumir los límites físicos de nuestro planeta. El mundo y los recursos naturales son finitos y la disponibilidad de energía útil también.
     Considerar la responsabilidad ambiental. La actividad socioeconómica no debe establecerse sobre la colonización y la apropiación de los recursos naturales.
     Evitar la mercantilización de todos los ámbitos de la vida, apoyándose en la desregulación de los mercados, la desigualdad y la falta de control.
  2. Diagnóstico de Situación Actual
    La realidad es que el actual sistema productivista y capitalista, basado en el permanente crecimiento que supone la explotación sin límite de los recursos naturales, genera miseria en grandes capas de la población, extendiendo la pobreza y la desigualdad por todo el mundo.
    Tradicionalmente el estilo de vida del Norte Global se ha apoyado obsesivamente en este crecimiento económico, que hoy se identifica en todo el planeta con el progreso y ha traído los siguientes desequilibrios ecosociales:
     Sobreproducción que conlleva al consumismo y que implica sobreexplotación de recursos naturales.
     La mercantilización de la vida (y de la naturaleza) pone a las personas al servicio del lucro de unos pocos que generando grandes desigualdades que, a su vez, produjeron y producen importantes movimientos migratorios hoy catalizados por el cambio climático.
     A través de la especulación financiera, los grandes inversores se están apropiando de los bienes comunes que son los recursos naturales en un contexto de cambio climático cuyos efectos se están agravando a una velocidad superior a lo inicialmente previsto por la ciencia. Retrasar las soluciones conduce hacia grandes desequilibrios sociales y a la larga podría llevar al colapso de las estructuras y servicios imprescindibles.
     Las estructuras supranacionales (OMC, Banco Mundial, FMI…) favorecen a los grandes inversores y países ricos, lo que conlleva el expolio y la explotación de los demás, así como la sobreexplotación de los recursos naturales.
  3. Líneas Estratégicas para un nuevo modelo social
    La emergencia ecosocial a la que nos enfrentamos, está caracterizada por la convergencia de multitud de problemas globales que ya existían pero que en gran medida están catalizados por el cambio climático.
    Es preciso un cambio de paradigma civilizatorio, cultural y ecosocial hacia una sociedad igualitaria, solidaria, democrática, social y ecofeminista, que nos permita vivir en este planeta en paz con todos los organismos vivos.
    Rechazamos el modelo de expansión constante y de crecimiento perpetuo característicos del capitalismo. Hemos de crecer en bienestar, en servicios públicos y en justicia, y para ello no hay otro camino que el de reducir en la esfera material de la economía, diversificando los sectores económicos y aprendiendo a vivir con menos.
    Para ello es esencial la movilización popular y sus organizaciones sociales en su presión ante los poderes públicos y para exigir profundas transformaciones en los actuales organismos e instituciones (UNICEF, COP, ODS, …) que les obligue a asumir las diversas facetas de la Transición Ecosocial: la energética, la productiva, la educativa y la económico-social.
  4. Propuestas para afrontar la emergencia ecosocial
    Las transformaciones necesarias para nuestros objetivos están en la actualidad fuertemente mediatizadas y bloqueadas por la clase dominante. Es imprescindible cambiar la relación de fuerzas para desmontar este bloqueo.
    La democracia formal actual no tiene herramientas para conducir estos cambios. Necesitamos democracias directas y participativas, en las que la ciudadanía se sienta involucrada y con capacidad de decisión y de presión sobre los gobiernos y los poderes económicos.
     Socioeconómicas
     Colocar en un lugar central el cuidado de la vida humana y de los ecosistemas en vez del lucro.
     Reducir la jornada laboral.
     Priorizar la propiedad y gestión pública sobre la privada.
     Fortalecer la economía de los cuidados.
     Limitar fuertemente la publicidad consumista y prohibir la que vaya en detrimento de la salud pública o del medio ambiente.
     Regular el comercio internacional revisando los actuales Acuerdos de Comercio e Inversión.
     Energía
     Fomentar el ahorro y eficiencia energética. Potentes programas de rehabilitación energética de edificaciones.
     Rebajar drásticamente el consumo de energía para poder reducir realmente las emisiones de CO2.
     Planificar el cierre de todas las centrales eléctricas de combustibles fósiles en muy corto plazo.
     Potenciar la generación distribuida o descentralizada y el autoconsumo con energías renovables.
     Favorecer el transporte colectivo frente al particular.
     Reducir el tráfico aéreo y marítimo al mínimo imprescindible, restringiendo el turismo de masas y el consumo de lejanía.
     Reducir drásticamente el transporte de mercancías por carretera favoreciendo el transporte ferroviario.
     Reducir el tonelaje de la flota naval de mercancías y los cruceros turísticos antes de 2030.
     Producción
     Desaparición de la agroindustria y propiciar una agricultura y ganadería con técnicas sostenibles y de cercanía, de acuerdo a los ecosistemas locales.
     No destruir parajes naturales para crear nuevas tierras de cultivo. Recuperar amplias zonas de arbolado, bosques y selvas.
     Establecer los mecanismos de seguimiento y control para el cumplimiento de las regulaciones de las aguas nacionales e internacionales.
     Ir hacia un modelo productivo independiente de energías fósiles y materiales finitos.
     Limitar los procesos extractivistas, creando dinámicas de reciclado de materiales.
     Prohibir la obsolescencia programada y limitar drásticamente el consumo de materiales y productos no renovables.
     Revertir la deslocalización de la producción.
     Acabar con los tratados de comercio e inversión.
     Reducir drásticamente la emisión de gases de efecto invernadero, así como la inmediata prohibición de las subvenciones públicas a energías fósiles y energía nuclear.
     Acabar con la trampa de los mercados de emisiones de CO2 que concede derechos a contaminar a aquellos que pueden pagar.
     Democracia de proximidad: asambleas climáticas, políticas y educativas que reorienten la sociedad hacia un modelo más participativo.
     Medios de información independientes.
     Educar para una producción y un consumo sostenible.
     Nueva Gobernanza
     Impulsar y promover las Organizaciones Globales con capacidad ejecutiva, legislativa y judicial que coordinarán el proceso de transición ecosocial y que garantizarán la participación, la accesibilidad, la transparencia y la rendición de cuentas.
     Crear mecanismos de control y regulación con obligaciones y responsabilidades democráticas para transformar las instituciones financieras internacionales (BM, FMI, OCDE, BCE, etc.).
     Acuerdos globales vinculantes y transversales sobre el cambio climático con mecanismos sancionadores.
    En conclusión, ningún rincón de la Tierra se libra de la problemática socio-ecológica. La humanidad debe despertar de su sueño de superioridad e independencia y reincorporarse al ecosistema planetario del que, quiera o no, depende su vida.